ESTÉTICA  

Una sonrisa cuidada y armoniosa ofrece una imagen mejorada favoreciendo la autoestima y la confianza. En Clínica Bruder disponemos de diferentes tratamientos odontológicos que te ayudarán a mejorar la salud y apariencia de tu boca:

Limpieza dental: tratamiento para completar la higiene diaria. El sarro se va acumulando en zonas de difícil acceso para los cepillos de dientes o el hilo dental, por ello es necesario realizar una higiene dental de forma periódica. La enfermedad gingival a menudo está causada por la acumulación de placa bacteriana que puede mineralizarse formando un depósito duro conocido como cálculos o sarro. Se recomienda realizarse una sesión de limpieza dental una o dos veces al año. Otra técnica de limpieza dental es el curetaje, pero a mayor profundidad por debajo de la línea de las encías y alrededor de las bolsas periodontales, raspando o alisando para eliminar las colonias bacterianas.

HOMBRE DENTISTA

Blanqueamiento dental: tratamiento que corrige los defectos de coloración de los dientes por problemas genéticos, toma de medicamentos, ingesta de ciertos alimentos como café, té, vino, etc., tabaco por malos hábitos de limpieza.

Existen dos tipos de blanqueamientos: el interno (de dentro hacia afuera, el diente tendrá que ser endodonciado, uso poco frecuente) y el externo (el más común ya que se aplica el producto en la cara externa del diente y mediante la emisión de calor con una lámpara especial se incrementa la reacción de oxidación por el Peróxido de Hidrógeno. También es posible realizarse un blanqueamiento en el domicilio mediante férulas hechas a medida que se adaptan a la forma de los dientes con el kit blanqueador con Peróxido de Carbamida.

Carillas dentales o facetas: son unas láminas de porcelana o composite que se colocan en la parte visible de los dientes para corregir defectos estéticos. Actúan como una máscara al tapar las imperfecciones estéticas de los dientes dándoles el aspecto deseado sin perder naturalidad.

Las carillas de composite se pegan directamente sobre el diente y se talla para que tenga un aspecto natural, no resultado dañados el diente ni la encía. En las carillas de porcelana (más duraderas y resistentes) puede que se necesite raspar el esmalte o tallar el diente para que adquiera la forma más precisa, dependiendo del estado de las piezas dentales originales.

Contorneado dental: tratamiento que modifica ligeramente la forma de los dientes. Se realiza en la parte exterior del diente por lo que no causa dolor ni sensibilidad dental. Corrige los dientes desiguales, pequeñas imperfecciones, colmillos largos, pequeñas fisuras o el apiñamiento ligero de los dientes.

Coronas o fundas de Zirconio: la corona dental es una funda que tiene la forma del diente que se coloca encima de la pieza original. El óxido de zirconio posee una dureza y resistencia y estética extraordinaria. Pueden utilizarse sobre dientes naturales o sobre los implantes dentales y es completamente biocompatible. Cuenta con una apariencia natural, no se nota con las otras piezas dentales.

Coronas de Porcelana: recubren por completo un diente debilitado, fracturado, desgastado, sin mucho tejido dental remanente, muy pigmentados, endodonciado, etc.

ACUDE A TU REVISIÓN Y PRIMERA CONSULTA GRATUITA Y OBTÉN TU PRESUPUESTO SIN COMPROMISO